Blog

5 Protocolos De Evaluación Que Todo Entrenador Debe Dominar

Introducción

Los test y la recopilación de datos son piedras angulares tanto de los entrenadores deportivos como de los científicos. Durante las últimas décadas, la creciente tecnología hizo que evaluar fuera más sencillo que nunca. Sin embargo, tener el último dispositivo de última generación no equivale a obtener los datos correctos y mejorar el proceso de toma de decisiones para mejorar nuestros programas de entrenamiento.

Soy un gran admirador de Nassim Taleb y en varios de sus libros hace referencia el término “Efecto Lindy”, pero el origen del mismo se remonta al artículo de Albert Goldman en 1964 titulado “Ley de Lindy” refiriéndose a un lugar donde los comediantes se reunían y “realizaban críticas sobre la reciente ‘acción’ del mundo del espectáculo”.

El efecto Lindy es un postulado a partir del cual la esperanza de vida futura de algunas cosas no perecederas como una tecnología o una idea es proporcional a su edad actual, de modo que cada período adicional de supervivencia implica una esperanza de vida restante más larga. Donde se aplica el efecto Lindy, la tasa de mortalidad disminuye con el tiempo.

Los protocolos de evaluación son, de hecho, cosas no perecederas. Por lo tanto, lo más probable es que cuanto más tiempo haya existido la prueba, mayor será la esperanza de vida que tendrá. La razón por la que estoy señalando esto es porque es fácil perderse en cosas nuevas y novedosas e incluso desacreditar las viejas simplemente porque están desactualizadas. Pero no me malinterpreten, no estoy descuidando el valor de la tecnología, hace un par de años tener una plataforma de fuerza o un transductor de posición lineal en un gimnasio era impensable. Hoy en día, cada día es más popular. Sin embargo, tenemos que darnos cuenta de que con un Force Plate, LPT, Jump Matt o cualquier artilugio que surja en el mercado en el futuro, lo no perecedero es el protocolo de salto.

Los buenos datos ayudan a tomar mejores decisiones, y la precisión, exactitud y repetibilidad de esos datos deben estar en un estándar que los haga confiables. Al fin y al cabo, no importa si tienes las mejores instalaciones equipadas con la mejor tecnología del mundo porque el factor limitante depende de los recursos humanos (deportistas y entrenadores o científicos). Si al deportista no le importa un carajo, los datos recogidos no tienen valor y lo mismo se aplica a los errores cometidos por el responsable de recoger los datos. De hecho, la mayoría de los problemas con la recopilación de datos se pueden atribuir a errores durante el protocolo de la prueba.

Además, la obtención de datos fiables y válidos debería orientar el proceso de toma de decisiones y ayudar a ajustar el programa de entrenamiento. Por tanto, si no estás utilizando los datos para mejorar tu proceso de coaching, no pierdas tu tiempo ni el de tu deportista. Sin embargo, si decidiste implementar una prueba determinada, es obligatorio ser completamente honesto, ya que el objetivo debe ser ver cambios y comunicar la verdad, no necesariamente mejorar o alimentar el ego de nadie. Los datos DEBEN ser ciegos y sin sesgos.

Factores de errores comunes

Aunque cada protocolo tiene su propia consideración específica que debe abordarse para evitar errores, cada procedimiento de recopilación de datos debe tener en cuenta la repetibilidad, confiabilidad y validez.

  • Confiabilidad: La confiabilidad es la capacidad de reproducir un resultado consistentemente en el tiempo y el espacio, o a través de diferentes observadores, presentando aspectos de coherencia, estabilidad, equivalencia y homogeneidad. Si la confiabilidad es alta, los errores de medición son pequeños en comparación con las verdaderas diferencias entre sujetos, de modo que los sujetos pueden distinguirse relativamente bien (en términos de la cantidad que se mide) sobre la base de las mediciones propensas a errores1,2.
    • o Repetibilidad: la repetibilidad de las mediciones se refiere a la variación en las mediciones repetidas realizadas en el mismo sujeto en condiciones idénticas3. Esto significa que las mediciones se realizan con el mismo instrumento o método, el mismo observador y que las mediciones se realizan en un período de tiempo corto, durante el cual el valor subyacente puede considerarse constante. La variabilidad en las mediciones realizadas sobre el mismo tema puede atribuirse únicamente a errores debidos al proceso de medición en sí1,2.
  • Validez: La validez es simplemente preguntarse si la prueba realmente mide lo que se supone que debe medir. O desde un punto de vista más práctico si el resultado contribuiría a mejorar en un indicador clave de rendimiento2.

Figura 1 Diferentes combinaciones de validez y fiabilidad.

Test de explosividad / potencia

Los saltos y lanzamientos son una medida simple, práctica, válida y muy confiable de fuerza y potencia para la parte superior e inferior del cuerpo, respectivamente.

Countermovement Jump (CMJ)

CMJ es una de las pruebas más populares que utilizan los entrenadores de todo el mundo. está diseñado principalmente para evaluar el rendimiento de la potencia vertical de la parte inferior del cuerpo4. Se puede realizar con o sin la ayuda de los brazos (balanceo de brazos) que se ha demostrado que aumenta la altura del salto en un 10% o más5.

La prueba se puede realizar utilizando diferentes tipos de dispositivos, como placas de fuerza (gold standard)6, alfombras de contacto7, transductores de posición lineal8, acelerómetros9 y análisis de video10. Y, por supuesto, dependiendo del equipo utilizado las variables serán diferentes.

Procedimiento de prueba.

  • Independientemente del dispositivo y método que esté utilizando, asegúrese de configurar el equipo correctamente y calibrarlo si lo necesita (algunas placas de fuerza necesitan calibración antes de usarlas).
  • Decida si la prueba se realizará con o sin balanceo de brazos. Si no se permite el balanceo de brazos, los atletas deben mantener sus manos en las caderas durante la prueba (PRESTE ATENCIÓN; SUELE SER UN PUNTO CONFLICTIVO).
  • Estandarizar la profundidad de CMJ. Aunque no existe un standard único para todas las profundidades y los investigadores no han llegado a un acuerdo sobre la profundidad de CMJ más apropiada, tenga en cuenta que los cambios en la acción excéntrica pueden afectar y afectarán la producción de potencia concéntrica. Por lo tanto, asegúrese de que los atletas sean consistentes con la profundidad de la fase excéntrica.
  • Asegúrese de que durante la fase de vuelo los atletas extiendan las caderas, las rodillas y los tobillos para evitar un tiempo de vuelo adicional (lo que afectaría la estimación de la altura del salto) especialmente cuando se elige el método que usa el tiempo de vuelo para calcular la altura del salto.
  • Uno de los errores más comunes ocurre durante el aterrizaje. Es fundamental que el atleta aterrice en el mismo lugar en el que despegó (las marcas en el suelo pueden ser útiles). Además, como el último contacto con el suelo se realiza con los dedos de los pies, es importante asegurarse de que la primera parte del cuerpo que toca el suelo (o dispositivo) sean también los dedos de los pies. Una solución rápida para esto es pedirle al atleta que realice un segundo salto inmediatamente después de aterrizar.
  • Es recomendable realizar un mínimo de tres intentos y asegurarse de que los atletas lo hagan con la máxima intención.

Broad Jump

El salto en largo parado, es un test de potencia explosiva de las piernas común y fácil de administrar. Es una de las pruebas de aptitud física de la NFL Combine. El salto de longitud parado también fue una vez un evento en los Juegos Olímpicos11,12.

Procedimiento de prueba.

  • El atleta se para detrás de una línea marcada en el suelo con los pies ligeramente separados. Se utiliza un despegue y aterrizaje de dos pies, con el balanceo de los brazos y la flexión de las rodillas para proporcionar un impulso hacia adelante. El sujeto intenta saltar lo más lejos posible, aterrizando con ambos pies sin caer hacia atrás.
  • La medida se toma desde la línea de despegue hasta el punto de contacto más cercano en el aterrizaje (parte posterior de los talones).
  • A veces se usa un foso de aterrizaje de salto largo en lugar de una superficie dura, lo que permite al sujeto poner con confianza más esfuerzo en el salto y extender las piernas más adelante del cuerpo para aterrizar. Esta técnica también permite que aquellos con mayor habilidad técnica anoten saltos más largos, lo cual no es deseable si está tratando de probar solo la potencia de las piernas.
  • Caerse o dar un paso hacia atrás después del aterrizaje resultará en una medición hacia ese punto de contacto en lugar de donde los pies se tocaron por primera vez.
  • Tenga en cuenta que algunos sujetos intentarán utilizar un paso en el despegue, lo cual no está permitido.
  • Es recomendable realizar un mínimo de tres intentos y asegurarse de que los atletas lo hagan con la máxima intención.

Reactive Strength Index (RSI)

El procedimiento de prueba original para RSI como una forma de medir la capacidad del ciclo estiramiento-acortamiento (SSC) rápido propuesto por Young incluía un procedimiento de salto de caída incremental (DJ) que consiste en un DJ desde una variedad de alturas de caída (30, 45, 60 cm) para imponer varias cargas de estiramiento en los extensores de piernas. Se utilizó una plataforma de contacto / sistema informático para registrar la altura del salto y el tiempo de contacto13.

El índice es en realidad una relación entre dos variables que, en matemáticas, indica cuántas veces un número contiene a otro. Usamos ratios para hacer comparaciones entre dos cosas, en este caso, estamos comparando la altura del salto (expresada en centímetros) con el tiempo de contacto (expresado en segundos o milisegundos), que es básicamente la cantidad de tiempo que un atleta está tocando el piso entre saltos porque el RSI generalmente se calcula a partir de Drop Jumps14,15.

Sin embargo, con el reciente avance en la tecnología de rendimiento deportivo, como los transductores de posición lineal, las placas de fuerza portátiles, etc., podemos calcular el RSI para saltos no pliométricos como el CMJ, utilizando el tiempo de despegue en lugar del tiempo de contacto que incluye el tiempo necesario para realizar las fases excéntrica y concéntrica del ciclo estiramiento-acortamiento14.

El RSI se puede tomar de diferentes maneras (Squat Jumps; Tuck Jump; CMJ; CMJ con carga (mancuernas con 30% 1RM); Salto a una pierna, protocolos de salto repetidos o el más popular usando Drop Jumps)14. Nos centraremos en la prueba Incremental DJ-RSI.

El salto de caída, también llamado salto de profundidad, es una prueba de aptitud física de la fuerza y potencia de las piernas que requiere que el atleta “se deje caer” desde un cajón e inmediatamente salte tan alto como pueda. También hay una prueba de salto de caída incremental que se usa para medir la fuerza reactiva de la pierna, donde el atleta salta después de caer desde una serie de alturas diferentes.

Procedimiento de prueba.

  • Las alturas utilizadas pueden oscilar entre 20 cm y 100 cm.
  • Se supone que la prueba finalizará una vez que el tiempo de contacto del atleta sea superior a 250ms.
  • Decida si la prueba se realizará con o sin balanceo de brazos. Si no se permite el balanceo de brazos, los atletas deben mantener sus manos en las caderas durante la prueba (PRESTE ATENCIÓN).
  • El atleta se para en la caja, adyacente a la alfombra de cronometraje o plataforma de fuerza. El atleta luego se baja de la caja, doblando las rodillas al aterrizar, luego inmediatamente realiza un salto vertical máximo.
  • Es recomendable realizar un mínimo de tres intentos y asegurarse de que los atletas lo hagan con la máxima intención.
  • Uno de los errores más comunes es saltar de la caja en lugar de simplemente “bajarse”.
  • Para calcular el RSI Hay tres métodos comunes
    o 1: RSI = altura de salto / tiempo de contacto con el suelo
    o 2: RSI = tiempo de vuelo / tiempo de contacto con el suelo
    o 3: RSI = altura del salto / tiempo de despegue

Aceleración y Top Speed

Las pruebas de velocidad se pueden realizar en diferentes distancias, dependiendo de los factores que se evalúen y la relevancia para el deporte del atleta. El objetivo de todas las pruebas de velocidad es cubrir la distancia establecida lo más rápido posible. Cuanto más corta sea la distancia, mayor será el énfasis en la fase de aceleración del sprint y, a medida que aumenta la distancia, más orientada a la velocidad máxima estará la prueba. Es bien sabido que los velocistas de élite aceleran continuamente al menos 50 m durante una carrera de 100 m16,17. Por otro lado, la distancia de sprint en los atletas de deportes de equipo suele estar entre 15 y 20 mts y se ha demostrado que alcanzaban velocidades máximas de alrededor de 40 m cuando se realizaban desde una salida estática y 30 m desde una salida lanzada18-20.

Para las pruebas de velocidad, se ha demostrado que tanto los radares como las fotocélulas o timing gates son dispositivos de evaluación fiables. Sin embargo, se ha demostrado que la distancia desde la línea de salida, la posición de salida y la altura de las timing gates afectan los resultados de la prueba. Por lo tanto, es importante ser coherente en estos para evitar errores21–24.

Pruebas de velocidad (diferentes distancias)

Tanto la prueba de 5 como la de 10 metros son pruebas simples y fáciles de implementar que se utilizan para medir la capacidad de aceleración de un atleta. Más específicamente, ambas se utilizan principalmente para medir la aceleración lineal del atleta. Los trazos cortos se miden generalmente desde una posición de inicio estática hasta la velocidad máxima en línea recta sobre una distancia de 5 o 10 m.

Para evaluar la velocidad máxima, se pueden implementar una variedad de distancias desde 20 mts 60 mts como explicamos anteriormente. Sin embargo, a la hora de evaluar la velocidad máxima podemos elegir entre un arranque estático o uno lanzado. En mi experiencia, con los atletas de deportes de equipo la mejor opción desde el punto de vista de riesgo-beneficio es usar una prueba lanzada de 30 mts. Por otro lado, con velocistas de élite y atletas de pista y campo sería mejor elegir entre 50 y 60 mts.

Se ha demostrado que la distancia entre la línea de salida y la primera fotocélula afecta los tiempos de sprint porque una mayor distancia permite a los atletas generar más velocidad. Por lo tanto, se recomienda que la línea de salida se coloque 30 cm detrás de la misma21. Además, también se ha demostrado que la altura de las fotocélulas afecta los resultados. Por tanto, es obligatorio tenerlo en cuenta y estandarizarlo en el protocolo utilizado22. Finalmente, las condiciones de la superficie y del clima también pueden afectar los resultados. Asegúrese de probar SIEMPRE en la misma superficie (césped, pista, etc.); y con las mismas condiciones (tacos, botines, zapatillas para correr).

  • Se permiten tanto la postura dividida como la postura de pie. Sin embargo, los participantes deben ser instruidos para que usen siempre la misma posición inicial.
  • Deben evitarse los pasos falsos o cualquier otro paso.
  • El atleta debe acelerar al máximo hasta llegar a la meta. Algunos deportistas comienzan a desacelerarse antes de llegar a la meta, para evitar esto se podría colocar un cono o una marca un par de metros después de la meta como referencia para comenzar a romper.
  • Es recomendable realizar un mínimo de tres intentos y asegurarse de que los atletas lo hagan con la máxima intención separados por un descanso de 2-3 minutos.

  • VITRUVE encoder

    $420.00
  • Valorado en 0 de 5

    Plan BeLIFT Nutrición + Entrenamiento

    $112.50$585.00
  • Valorado en 0 de 5

    Plan Performance Nutrición + Entrenamiento

    $82.50$405.00
  • Valorado en 0 de 5

    Plan Elite Nutrición + Entrenamiento

    $97.50$495.00

Referencias

1.Bartlett, J. W. & Frost, C. Reliability, repeatability and reproducibility: analysis of measurement errors in continuous variables. Ultrasound in Obstetrics and Gynecology 31, 466–475 (2008).

2.Jovanovic, M. Statistical Modelling for Sports Scientists: Practical Introduction Using R (Part 1). (2019) doi:10.31236/osf.io/dnq3m.

3.Possolo, A. Introducing aSimple Guidefor the evaluation and expression of the uncertainty of NIST measurement results. Metrologia 53, S17–S24 (2015).

4.Markovic, G., Dizdar, D., Jukic, I. & Cardinale, M. Reliability and Factorial Validity of Squat and Countermovement Jump Tests. The Journal of Strength and Conditioning Research 18, 551 (2004).

5.HARMAN, E. A., ROSENSTEIN, M. T., FRYKMAN, P. N. & ROSENSTEIN, R. M. The effects of arms and countermovement on vertical jumping. Medicine & Science in Sports & Exercise 22, 825 (1990).

6.Enoksen, E., Tønnessen, E. & Shalfawi, S. Validity and reliability of the Newtest Powertimer 300-series® testing system. Journal of Sports Sciences 27, 77–84 (2009).

7.García-López, J. et al. The Validation of a New Method that Measures Contact and Flight Times During Vertical Jump. International Journal of Sports Medicine 26, 294–302 (2005).

8.Wadhi, T., Rauch, J., Tamulevicius, N., Andersen, J. & De Souza, E. Validity and Reliability of the GymAware Linear Position Transducer for Squat Jump and Counter-Movement Jump Height. Sports 6, 177 (2018).

9.Nuzzo, J. L., Anning, J. H. & Scharfenberg, J. M. The Reliability of Three Devices Used for Measuring Vertical Jump Height. Journal of Strength and Conditioning Research 25, 2580–2590 (2011).

10.Balsalobre-Fernández, C., Tejero-González, C. M., del Campo-Vecino, J. & Bavaresco, N. The Concurrent Validity and Reliability of a Low-Cost, High-Speed Camera-Based Method for Measuring the Flight Time of Vertical Jumps. Journal of Strength and Conditioning Research 28, 528–533 (2014).

11.Bennett, S. Testing and Evaluation; Protocols and Use, Part 1. Strength and Conditioning Journal 30, 39–41 (2008).

12.Bennett, S. Testing and Evaluation; Protocols and Use, Part 2. Strength and Conditioning Journal 30, 66–67 (2008).

13.W. Young. Laboratory strength assessment of athletes. in (2006).

14.Ebben, W. P. & Petushek, E. J. Using the Reactive Strength Index Modified to Evaluate Plyometric Performance. Journal of Strength and Conditioning Research 24, 1983–1987 (2010).

15.Flanagan, E. P. & Comyns, T. M. The Use of Contact Time and the Reactive Strength Index to Optimize Fast Stretch-Shortening Cycle Training. Strength and Conditioning Journal 30, 32–38 (2008).

16.Nagahara, R., Matsubayashi, T., Matsuo, A. & Zushi, K. Kinematics of transition during human accelerated sprinting. Biology Open 3, 689–699 (2014).

17.Brown, T. D. & Vescovi, J. D. Maximum Speed. Strength and Conditioning Journal 34, 37–41 (2012).

18.Spencer, M. et al. Time–motion analysis of elite field hockey, with special reference to repeated-sprint activity. Journal of Sports Sciences 22, 843–850 (2004).

19.Andrzejewski, M., Chmura, J., Pluta, B., Strzelczyk, R. & Kasprzak, A. Analysis of Sprinting Activities of Professional Soccer Players. Journal of Strength and Conditioning Research 27, 2134–2140 (2013).

20.Gabbett, T. J. Sprinting Patterns of National Rugby League Competition. Journal of Strength and Conditioning Research 26, 121–130 (2012).

21.Altmann, S. et al. Different Starting Distances Affect 5-m Sprint Times. Journal of Strength and Conditioning Research 29, 2361–2366 (2015).

22.Cronin, J. B. & Templeton, R. L. Timing Light Height Affects Sprint Times. Journal of Strength and Conditioning Research 22, 318–320 (2008).

23.Altmann, S. et al. Accuracy of single beam timing lights for determining velocities in a flying 20-m sprint: Does timing light height matter? Journal of Human Sport and Exercise 13, (2018).

24.Cronin, J. B., Green, J. P., Levin, G. T., Brughelli, M. E. & Frost, D. M. Effect of Starting Stance on Initial Sprint Performance. The Journal of Strength and Conditioning Research 21, 990 (2007).

2 comentarios en «5 Protocolos De Evaluación Que Todo Entrenador Debe Dominar»

  1. Todo lo que explicaste de confiabilidad y validez, es algo tan clave y no estamos acostumbrados a tenerlo en cuenta. Miramos el test, vemos si nos sirve para nuestros propósitos, lo usamos ciegamente pero no tenemos en cuenta esos factores y como si fuera poco, luego tomamos decisiones.

    Me incluyo ampliamente en ese grupo porque por mucho tiempo no pare a mirar cual era el significado de esos datos, sino simplemente los consumía y los usaba para tomar decisiones pero sin tener en cuenta esos criterio. Un poco de visión critica con respecto a la gran cantidad de test que circulan nos hace replantear la utilidad de ellos y saber elegir mejor cuales usar para optimizar tiempo. Particularmente me sucedió con el FMS y los test de saltos monopodales.

    Gracias Carbone

    1. Quizás lo mas importante que trate de tansmitir es la importancia del Protocolo, ser consistente, cuidadosos y obsesivo en el armado es clave…. si lo sos, con una cinta metrica vas a tomar datos mucho mas relevantes que si no los sos y tenes una platafroma de fuerza triaxial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *